Inicio Mercado Comunicaciones Mínimos avances en innovación que nos dejan a la cola de Europa

Mínimos avances en innovación que nos dejan a la cola de Europa

Compartir
minimos-portada-02-03-20
Print Friendly, PDF & Email

 

  • Los mínimos avances registrados en 2018 en innovación empresarial no son suficientes para colocarnos a la altura de nuestros competidores europeos y mundiales.
  • La inversión en innovación todavía es inferior a la de 2008 y el porcentaje de empresas innovadoras no supera los registros de 2011.
  • Además de la falta de cultura innovadora, la falta de personal cualificado es una razón de peso para no comenzar proyectos de innovación: hasta un 15% de las empresas alegan este motivo, cuando sólo un 22% de las mismas dan formación en nuevas tecnologías a sus plantillas.
  • Esta década perdida coloca a España en su peor posición histórica a nivel europeo e internacional.
  • Con todo, casi un 80% de las empresas que innovaron consiguieron cumplir total o parcialmente sus expectativas, lo que demuestra que la innovación es una apuesta de crecimiento que funciona.
  • UGT exige a empresas y AAPP dejar las declaraciones grandilocuentes y los discursos vacíos para pasar a la acción, adoptando verdaderas políticas en pos de la innovación.

La publicación de los resultados definitivos de la Encuesta sobre innovación en las empresas1https://ine.es/dyngs/INEbase/es/operacion.htm?c=Estadistica_C&cid=1254736176755&menu=ultiDatos&idp=1254735576669, para el año 2018, confeccionada por el INE, vuelve a demostrar como la inacción política y empresarial está condenando a nuestra economía a dinámicas y actividades de bajo valor añadido, que no generan riqueza ni bienestar a toda ciudadanía.

A pesar de que todos los indicadores típicos presentan avances, éstos son realmente decepcionantes. Por ejemplo, la inversión empresarial, posiblemente el ítem más relevante, está por debajo del montante de hace una década: 18.700 millones de euros de 2018, por los casi 20.000 millones de euros, lo que supone un 6,2 menos diez años después.

minimos-01-02-03-2020

Otro indicador significativo, el referente al porcentaje de empresas innovadoras también es digno de esta época: 14,4 de 2018 por un 16,6 de 2011. Algo semejante ocurre con la intensidad de innovación: más baja en 2018 que en 2009 (1,02 vs. 1,1).

minimos-02-02-03-2020

Llama poderosamente la atención, además de ser absolutamente inaceptable, que una de las principales razones que esgrimen los empresarios para no innovar es la falta de personal cualificado: hasta un 15% de las empresas alegan esta razón, cuando está comprobado que sólo un 22% de las mismas dan formación en nuevas tecnologías a sus plantillas2http://www.ugt.es/el-bajo-nivel-de-digitalizacion-de-nuestras-empresas-esta-lastrando-el-crecimiento-economico. La pretensión de las empresas de no impartir formación, y la vez, tener plantillas plenamente cualificadas va más allá de una simple contradicción: es un acto de irresponsabilidad inexcusable y que choca con el más mínimo sentido común.

Como consecuencia de esta alergia al progreso tecnológico que demuestra nuestro tejido empresarial, la posición de la economía española en los ránquines internacionales de innovación es la peor desde que se tienen datos:

minimos-03-02-03-2020

Y a pesar de todas estas cifras, la realidad se abre paso con firmeza:  casi un 80% de las empresas que innovaron en 2018 consiguieron cumplir total o parcialmente sus expectativas, lo que demuestra que la innovación es una apuesta segura de crecimiento y que aporta futuro, riqueza, proyección y competitividad a las empresas que confían e invierten en ella.

UGT exige a empresas y AAPP abandonar las declaraciones grandilocuentes y los discursos vacíos para pasar a la acción. Urge adoptar, de inmediato, verdaderas políticas que introduzcan la innovación en la dinámica productiva de nuestra economía.

UGT Comunicaciones
Sector Estatal