España tiene la quinta red de banda ancha fija más rápida del mundo

Estamos más que acostumbrados a oír que España “tiene más fibra óptica que Alemania, Italia, Francia y Reino Unido” juntas1https://cincodias.elpais.com/cincodias/2014/11/02/empresas/1414953886_478612.html; https://www.lavanguardia.com/local/sevilla/20170628/423753262453/espana-tiene-ya-mas-fibra-optica-que-alemania-italia-francia-y-reino-unido.html; https://www.elespanol.com/invertia/empresas/tecnologia/20200305/coronavirus-espana-mejor-red-europa-teleasistencia-teletrabajo/472453149_0.html. Sin duda es un dato que habla excelencia de la capacidad de nuestras redes y operadores, pero poco se habla de cómo se traduce este despliegue en términos de velocidad, a pesar de que tenemos herramientas de medición oficiales desde hace ya mucho tiempo. De hecho, se publica un dato a tal efecto por parte de la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones de forma trimestral2http://www.ugtcomunicaciones.es/wordpress/calidad-del-servicio-en-espana-1t2020/.

Pero es procedente intentar visualizarlo en un contexto internacional, y para ello nos valdremos de las estadísticas de la OCDE, recién actualizadas este verano al ejercicio de 20193http://www.oecd.org/sti/broadband/broadband-statistics/. Las cifras son tremendamente esclarecedoras: España se sitúa en el quinto puesto mundial por velocidad de su red de banda ancha fija, solo por detrás De Corea, Portugal, Suecia y Bélgica. Esto se debe a que una de cada cuatro líneas de banda ancha fija acredita una velocidad comprendida entre 100 y 1.000 Mbps.

Además, este 25% de líneas “rápidas” está a la altura de los países inminentemente por encima de nosotros, tales como Bélgica (25,2%), Suecia y Portugal (29,3%, ambas). Fuera de esta liga está Corea, con un asombroso 35,7% de líneas rápidas y un 3% de conexiones ultrarrápidas (superiores a 1 Gbps). Pero si hablamos de redes de máxima velocidad, el vencedor es Suiza: un 7,3% de sus conexiones superan el gigabit.

Es de destacar donde se encuentran otras potencias mundiales: Francia y Alemania, puestos 18 y 19, con sólo un 12% de líneas con velocidad superior a 100 megas, o el Reino Unido (puesto 28), con un paupérrimo 7%. Por ejemplo, Italia todavía cuenta con un 5% de líneas por debajo de los 10 Mbps de velocidad y otro 6% adicional entre 10 y 30 megas.

Fixed broadband subscriptions per 100 inhabitants, per speed tiers, Dec. 2019

Obviamente, esta fortaleza proviene de la capilaridad y extensión de nuestra red de fibra, como ya hemos apuntado, se encuentra entre las mejores del mundo. Si hacemos memoria, hace pocas semanas la CNMC aseguraba que el 75% de las líneas de banda ancha fija españolas iban sobre fibra óptica4https://www.cnmc.es/prensa/informe-anual-telecomunicaciones-sector-audiovisual-2019-20200807. Según la métrica comparable de la OCDE, este porcentaje de FTTH se cifra en un 67% del total de líneas de banda ancha, colocando a nuestro país en el quinto puesto del mundo. De nuevo, por detrás de Corea, además de Japón, Lituania, Suecia y Letonia5La razón por la algunos de estos países no constan en la anterior relación por velocidad se debe varias causas, como la presencia de cable que permita altas velocidades o los servicios que se comercializan en cada país (velocidad oferta o contratada en los segmentos residencial o empresarial).. España supera ampliamente la media de la OCDE (67% vs. 28%) y nuestro porcentaje de fibra sobre el total de BAF es superior a la suma de los porcentajes locales de EEUU, UK, Alemania, Francia e Italia (53,56).

Percentage of fibre connections in total fixed broadband, Dec. 2019

Pero no todas son buenas noticias. Por ejemplo, la relación entre penetración de BAF y PIB se encuentra por debajo de los principales países del mundo, lo que resta importancia a nuestro sector:

OECD fixed broadband subscriptions per 100 inhabitants (Dec. 2019) and GDP per capita (current prices, 2018)

Y, finalmente, está la parte móvil: España presenta un uso de datos por BAM muy bajo, en la cola del conjunto de la OCDE, bastante por debajo de la media y lejísimos de los países líderes en data mobile: 

Mobile data usage per mobile broadband subscription per month, 2019

UGT Comunicaciones

Artículo anteriorMercado telecos mayo 2020: la pandemia se ceba con el móvil de Orange
Artículo siguienteCampaña vacunación contra la gripe en Telefónica